Inmunidad al virus de resfriado común podría reducir anticuerpos de vacuna contra Covid-19

Una vacuna en China mostró resultado positivos en 108 voluntario que generaron anticuerpos contra el virus

Luego de que el Instituto de Biotecnología de Beijing y la compañía Cansino Biologics en China informaron que los resultados de la fase 1 de una vacuna contra Covid-19 fueron positivos pues las primeras pruebas con 108 humanos voluntarios, también alertaron que la posible inmunidad al virus del resfriado común puede ocasionar reducir en la generación de anticuerpos.

Esta vacuna es utiliza el virus del resfriado común debilitado adenovirus tipo 5 e infecta fácilmente las células humanas sin causar la enfermedad, para entregar material genético y que el sistema inmunológico cree anticuerpos que reconocen al virus SARS coV-12 para combatirlo.

Sin embargo, el estudio señala que la respuesta de los anticuerpos como la de las células T podría verse reducida por la elevada inmunidad preexistente al adenovirus tipo 5, pues entre el 44 y el 56% de los voluntarios en el ensayo tenían una elevada inmunidad y una respuesta menos positiva de los anticuerpos y las células T de la vacuna.

“El estudio encontró que la inmunidad preexistente al Ad5 podía ralentizar y reducir las rápidas respuestas inmunológicas al SARS-CoV-2. Además también podría tener un efecto negativo en la persistencia de las respuestas inmunitarias provocadas por la vacuna”.Feng-Cai Zhu. Centro Provincial de Jiangsu

¿Cuáles fueron los resultados de esta vacuna?

De acuerdo con un artículo publicado en la revista The Lancet, los 108 voluntarios que participaron en el experimento toleraron la vacuna, lo que refleja la seguridad en humanos y que también permitió que crearan anticuerpos tipo T y aumentaran significativamente otros tipo de anticuerpos, lo que refiere que se crearon mecanismos de defensa ante la presencia de virus.

En el informe de la revista señalan que los anticuerpos “aumentaron significativamente el día 14 y alcanzaron su punto máximo 28 días después de la vacunación”, por lo que los resultados ameritan mayor investigación.

Los síntomas adversos que los participantes presentaron fueron dolor en el lugar de la inyección, fiebre, fatiga, dolor de cabeza y dolor muscular, sin embargo en en todos los casos, la gravedad fue leve o moderada.

El Instituto de Biotecnología de Beijing explicó que aunque son prometedores los resultados, aún no significan que la vacuna vaya a estar disponible y también detalló que desde abril inició la fase 2 de la vacuna, que incluye ensayos con 500 pacientes para especificar más la dosis adecuada para proteger contra la infección de SARS-CoV-2, virus causante del Covid-19.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *